3 Técnicas de respiración para relajarte y reducir el estrés

Podemos pasarnos días enteros sin alimento o sin agua. En cambio, si nos privan de respirar la muerte sobreviene a los pocos minutos. Teniendo en cuenta esto, la respiración es vida y es increíble la poca atención que le prestamos a respirar correctamente.

Las técnicas de respiración son excelentes herramientas para revitalizar el cuerpo, moderar nuestros pensamientos y estados anímicos. Al regular la respiración también fomentamos la relajación y nos preparamos para la práctica de la concentración y la meditación y por consiguiente, estamos apto para gestionar efectivamente nuestra respuesta ante situaciones estresantes. Dichas técnicas las puedes realizar cuando te sientes estresado o incluso, para prevenir el estrés.

El estrés no es más que la manera en la que tu cuerpo te alerta y prepara para hacer frente a las situaciones más importantes del día a día. Pero es fundamental cultivar habilidades, técnicas y herramientas que nos permitan gestionar nuestras emociones, que nos permitan conectar con nosotros mismos para de esa manera ser capaces de generar una respuesta eficaz ante los estresores diarios. De lo contrario, si permitiéramos que el estrés se prolongue en el tiempo, nuestro organismo pudiera sufrir el impacto negativo de este.

Cuando estás enfadado o asustado, la respiración es superficial, rápida e irregular; por el contrario, cuando uno está relajado o sumido en sus pensamientos, la respiración se vuelve lenta. Te invito a comprobarlo por ti mismo: escucha por un momento el ruido o sonido más sutil que hay en la habitación y te darás cuenta de que, al concentrarte, inconscientemente has enlentecido la respiración o incluso la has contenido.

Las técnicas de relajación que voy a mencionarte, en lo particular me funcionan muy bien y las empleo tanto en situaciones estresantes como en mi rutina diaria. Pero te recuerdo que lo que a mí me funciona no tiene por qué funcionarte. Así que prueba, degusta y escoge aquel ejercicio, técnica y herramienta que mejor se adapte a tus gustos y necesidades.

Quizás te puede interesar:

Técnicas de Respiración para relajarte y reducir el estrés:

Antes de empezar a practicar alguna de estas técnicas y en general cualquier ejercicio para fomentar la relajación, encuentra un espacio, ya sea en casa o en la oficina lo suficientemente agradable y en el que te encuentres a gusto. Si es posible, asegúrate de permanecer bajo una luz tenue y con una melodía y aromas relajantes.

1. Respiración diafragmática

La respiración diafragmática o abdominal, como bien su nombre indica, es aquella que involucra directamente al diafragma. El diafragma es el músculo que se encuentra debajo de las costillas y encima del estómago.

La mayoría de los seres humanos nos hemos acostumbrado a la respiración torácica y no con el diafragma. La respiración torácica te permite tener una mayor frecuencia respiratoria por minuto, mientras que en la diafragmática la frecuencia de respiraciones es menor.

Esta es la razón por la que se recomienda emplear la respiración diafragmática o abdominal para inducir un estado de relajación más profundo y reducir la tensión física y mental.

Técnica:

•Siéntate sobre una silla manteniendo tu espalda erguida o acuéstate boca arriba sobre una esterilla ( en este último caso, asegúrate de emplear un pequeño cojín para el cuello y flexionar las rodillas formando un triángulo con la base ) relaja los hombros y déjalos caer sin tensión.

• Coloca una mano en la parte superior de tu pecho con la palma de esa mano justo por encima de tu corazón y la otra sobre tu abdomen.

• Comienza con una inspiración lenta y profunda por tu nariz, llevando el aire hacia la parte baja de tus pulmones, como si respiraras con el abdomen. Sentirás como empujas la mano que tienes encima de tu abdomen mientras que la del pecho se mantiene inmóvil.

• Luego exhala con la misma calma hasta que sientas que tu mano se hunde en tu abdomen.

Es ideal practicar esta técnica de 3 a 4 veces al día, en principio durante 5-10 minutos.

*Para mantener una respiración lenta y equilibrada. Cuenta hasta 2 segundos mientras inhalas y hasta 4 mientras exhalas. Y entre cada respiración haz una pausa de 2 segundos.

Técnicas de respiración para fomentar la relajación
Repite el proceso

2. Respiración alterna por las fosas nasales

Foto tomada de: http://www.freepik.es

Indicaciones preliminares:

Siéntate en el suelo o sobre una silla con la columna totalmente erguida. Con el pulgar derecho tapa la fosa nasal derecha, y posteriormente, con los dedos meñique y anular tapa la fosa nasal izquierda.

Técnica:

• Empieza tapando la fosa nasal derecha y expulsa todo el aire por la izquierda.

• Inhala durante 3 segundos por la fosa nasal izquierda.

• Ahora tapa la fosa nasal izquierda y abre la derecha, exhala por ella durante 6 segundos. (Intenta que el tiempo de la exhalación duplique el de la inhalación)

*Repite el proceso hasta completar tres rondas

3. Respiración completa

Existen tres tipos básicos de respiración:

  • clavicular o alta (superficial),
  • pulmonar, también conocida como: torácica o intercostal (media)
  • diafragmática o abdominal (profunda)

Cada una de estas respiraciones tendrá lugar en dependencia de hacia dónde dirigimos el aire que inhalamos.

Con la respiración completa, combinamos los tres tipos de respiraciones en un único proceso respiratorio. Comenzando con una inhalación profunda, que se continúa después en la zona intercostal y finalmente en la clavicular.

La mayoría de las personas hemos olvidado la forma correcta de respirar. Nos limitamos a hacer una respiración superficial por la boca y omitimos el uso del diafragma.

Con esta técnica procuramos aprovechar nuestra capacidad pulmonar para provocar una excelente oxigenación, lo que da como resultado una mayor resistencia a las enfermedades y es ideal para los momentos de angustia, en los que sentimos mayor falta de aire.

Para que puedas realizar esta técnica respiratoria te he dejado este video en el que se explica perfectamente cómo llevarla a cabo👇👌

Técnica👇:

Recomendación

Cuando te dispongas a realizar estas técnicas de relajación, enfoca tu atención en la respiración, si vienen pensamientos, déjalos pasar y con amor y sin juzgarte, devuelve tu atención a la respiración.

Espero que aplicando estas técnicas de respiración puedas acceder a un mayor estado de bienestar y relajación.

Recuerda que 5 minutos al día son más que suficientes para incorporar estas técnicas a tu rutina diaria. Cualquier duda o recomendación, déjanos saber en los comentarios. 👇Un abrazo inmenso y hasta la próxima semana😘😘

2 comentarios sobre “3 Técnicas de respiración para relajarte y reducir el estrés

  1. Muchas gracias Laura por esta interesante exposición 😍 es un tema muy importante que si se tiene en cuenta puede prevenir muchos problemas de salud. Un abrazo enorme❤️ Felicidades por un gran trabajo 😘😘

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s